Banner-LS-1280x150

Exposiciones

El Museo de Arte Moderno de Céret presenta una gran exposición sobre Max Jacob

Con más de 120 piezas, entre ellas varios documentos inéditos, la exposición reúne la obra de Max Jacob y sus contemporáneos, desde Pablo Picasso hasta Juan Gris, entre otros muchos

Max Jacob Paysage de Céret, 1910. Musée d’art moderne de Céret
El Museo de Arte Moderno de Céret presenta una gran exposición sobre Max Jacob

El Museo de Arte Moderno de Céret presenta a Max Jacob, el cubismo poético, que muestra una perspectiva nueva de una de las figuras más relevantes de la modernidad pictórica y literaria de la primera mitad del siglo XX y que se podrá visitar del 29 de junio al 1 de diciembre. La exposición, compuesta por más de 120 piezas, está comisariada por Jean-Roch Dumont Saint Priest, director del museo, y Gwendoline Corthier-Hardoin, responsable de exposiciones.

Max Jacob, el cubismo poético explora la fantasía y las paradojas de una personalidad multifacética ubicada en el corazón de la galaxia cubista. Poeta, pintor, crítico, novelista y autor de una de las correspondencias epistolares más ricas de su tiempo, Max Jacob es uno de los primeros valedores de Pablo Picasso cuando el pintor llega a París en 1901. Participará más tarde en el Cubismo sintético. En el efervescente Céret de 1913 y con otros artistas como Eva Gouel, Pablo Picasso o Manolo, Max Jacob crea un excepcional conjunto de dibujos y gouaches que reflejan sus experimentos cubistas.

Artista prolífico, traduce el cubismo pictórico en la literatura. "El cubismo en pintura es el arte de trabajar el cuadro por sí mismo más allá de lo que representa [...] no proceder sólo por alusión a la vida real. El cubismo literario hace lo mismo en la literatura, sólo utiliza la realidad como un medio y no como un fin", escribe en 1917. Recurriendo a los juegos de palabras ya la sátira, Max Jacob utiliza la poesía para expresar sus reflexiones sobre la existencia. La ligereza y gravedad son inseparables tanto en su obra como en su vida.

La exposición destaca esta dualidad tan característica del artista al explorar su relación con el mundo de la performance, pero también del esoterismo y la religión. Gran amante del teatro y del circo, su obra refleja la efervescencia cultural de principios de siglo. Impulsado por una profunda espiritualidad, Max Jacob cultiva diversas creencias astrológicas que pone a dialogar con su fe cristiana.

Recorrido expositivo

Con más de 120 piezas, entre ellas varios documentos inéditos, la exposición reúne la obra de Max Jacob y sus contemporáneos, desde Pablo Picasso hasta Juan Gris, pasando por Manolo, Jean Metzinger, Marie Laurencin, Jean Cocteau, Marie Vassilieff, Alice Halicka, Serge Férat e incluso la baronesa de Oettingen. En la muestra se encuentra toda una sección dedicada a la amistad de Max Jacob con Picasso ya cómo se influyeron mutuamente. Con motivo del 80 aniversario de la deportación y muerte del artista en el campo de concentración de Drancy, la propuesta del museo de arte moderno de Céret presenta la vida y la obra de quien "nunca pulió" su estilo, entre la literatura y las artes gráficas, a través de sus colaboraciones con los pintores, poetas, intelectuales y músicos mayores de su época.

La-Galeria-201602-recursEscenari_prodigios_Bonart_180x180 px

Te pueden
interesar
...

Banner_MaquinesdelTemps_970x250